Columna

No hay ‘una’ solución al tema de las pensiones

Por Enrique Quintana

Hace un par de días, en una reunión con la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (CATEM), el presidente López Obrador señaló que se buscará una salida al “grave” problema de las pensiones.

Ojalá se tratara de una solución única. La realidad es que el problema es sumamente complejo y tiene una multitud de aristas. Resolverlo requiere de diversas acciones, todas ellas con alto costo financiero y político.

Permítame enumerar algunos de los aspectos fundamentales de esta problemática.

1- El sistema de las Afores comenzó a operar en julio de 1997. Quienes empezaron a trabajar después de esa fecha, ya no tienen opción a otro esquema de retiro que el del ahorro individual. En el curso del próximo año se estima que alrededor de 12 mil personas habrán logrado cotizar las 1 mil 250 semanas que se requieren para tener derecho a la pensión. El problema es que solo podrían aspirar a una pensión equivalente a algo así como el 30 por ciento de su último sueldo. En los años que siguen, el volumen de retirados bajo el esquema de las Afores aumentará y llegarán a cientos de miles de jubilados que perciban como pensión menos de la tercera parte de su último salario.

Seguir leyendo…